Saltear al contenido principal
Consulta preliminar gratuita:  +34 932 053 213 +34 626 342 397 yolanda.martinez@clinicadiagonal.com

Tengo hígado graso. ¿Mejoraré si me hago un tratamiento endoscópico de la obesidad?

Tengo Hígado Graso. ¿Mejoraré Si Me Hago Un Tratamiento Endoscópico De La Obesidad?

Al hígado lo llamamos hígado graso cuando este órgano ha acumulado grasa en exceso. Hay que reducir sus causas para evitar complicaciones de salud.

Dr. JAVIER NEBREDA, especialista en Endoscopia Digestiva.

Endoscopista del equipo para el tratamiento integral de la obesidad

¿Qué es el hígado graso?

El hígado es un órgano del cuerpo humano que se encarga de acumular energía, eliminar toxinas y nos ayuda a digerir los alimentos.

Cuando se acumula más grasa de lo normal en el hígado, lo llamamos hígado graso.

Existen dos posibilidades:

  • Hígado graso por alcohol: cuando existe un consumo alto.
  • Hígado graso no alcohólico: cuando no está relacionado con la ingesta de alcohol. Dentro de este hay:
    • Hígado graso simple: cuando la cantidad de grasa no llega a inflamar el hígado.
    • Esteatosis hepática no alcohólica, en el que existe una inflamación del hígado de forma crónica. Esta variedad es la que debemos controlar ya que puede llegar a provocar cirrosis y cáncer hepático.

No se conoce la causa del hígado graso no alcohólico, aunque sí se ha visto que es más frecuente en personas con obesidad, y otras afecciones asociadas como la diabetes, la hipertensión arterial o el colesterol alto.

 

¿Cómo se diagnostica un hígado graso no alcohólico?

La primera condición, evidentemente, es que no haya un consumo excesivo de alcohol.

El diagnóstico principal se hace con una ecografía que nos dirá, en primer lugar, si tenemos hígado graso.

Para saber si podemos tener una esteatosis hepática no alcohólica y, por lo tanto, inflamación hepática, habrá que hacer unos análisis para ver si las transaminasas están alteradas y en algunas ocasiones una prueba denominada Fibroscan y que nos permitirá medir la fibrosis y la intensidad del daño y así, poder valorar si tenemos más riesgo de tener cirrosis hepática y cáncer hepático.

 

¿Cuál es el tratamiento del hígado graso?

El tratamiento se basará en reducir los factores que lo originan, así pues, nos tendremos de basar en:

  • Control de enfermedades asociadas como la diabetes, el exceso de colesterol, etc.
  • Control del sobrepeso: este factor es muy importante ya que el exceso de peso está relacionado directamente con el hígado graso.

Dicho control se ha de basar en:

    • Ejercicio físico.
    • Alimentación adecuada:
      • Para control del sobrepeso.
      • Alimentos que protegen el hígado.
Dieta saludable para hígado graso

Para conseguir todo esto puede ser de ayuda un tratamiento endoscópico de la obesidad y entrar en un programa de reeducación de hábitos saludables como realizamos en nuestra Unidad a todos los pacientes tratados.

Existen estudios que han demostrado que un tratamiento endoscópico para la obesidad y el sobrepeso, con seguimiento y programa de reeducación, consigue una mejora en los parámetros del hígado graso y del daño hepático, reduciendo el riesgo de lesiones hepáticas que con el tiempo pueden llegar a ser irreversibles.

Invierte en tu salud y ponte en contacto con nuestros asesores y te informarán del mejor tratamiento para tú caso.

Si necesitas más información, puedes contactar con nosotros:

a través de nuestro formulario de contacto
o por el WhatsApp (626 342 397) que verás al pie de nuestra web 

y procuraremos contestarte lo más pronto posible.

Volver arriba
Abrir chat
¡Hola! Soy Azucena. ¿En qué puedo ayudarte?
Powered by